MARÍA EGIPCIACA

0
24

Toda se mudó d’otra figura
que non ha paños nin vestidura.
Perdió las carnes e la color.

que eran blancas la flor;
e los sus cabellos, que eran rubios,
tornaron blancos e suzios.

Las sus orejas que eran albas,
mucho eran negras e pegadas
Una aveziella tenié en mano.

assí canta ivierno como verano,
María la tenié a grant honor
porque cada día canta d’amor.

María Egipciaca