La Paz no puede estar atada a cálculos electorales

0
83

 

«LA PAZ NO PUEDE ESTAR ATADA A CÁLCULOS ELECTORALES»
Por Athemay Sterling Acosta

La Paz real no puede estar atada a cálculos electorales ni a afanes legislativos, ni reeleccionistas y, menos revanchistas que ardan la hoguera de la violencia, la muerte y la guerra como pregonan los alacranes del terrorismo de Estado a través de Pinzón, AUV, Pastrana y los mandos militares que viven de la tragedia humanitaria y social colombiana.

El negocio de la guerra no sólo en Colombia sino en todo el mundo impulsado por el imperialismo yankee es para cumplir varios objetivos:

-Reordenar, según Obama y el Departamento de Estado yankee el actual centro del poder imperialista, un nuevo orden político mundial que les favorezca con la ayuda de gobiernos títeres como Israel, Corea del Sur, UK;

-Para ese perverso propósito yankee, la guerra es el instrumento político complementario, que sumiría a los Estados Democráticos y Populares como Cuba, Corea del Norte, Palestina, Venezuela, Bolivia, Ecuador, Vietnam, a los intereses de él y de las compañías transnacionales que roban y se apropian de la riqueza ecoambiental, del sial, el sima y el nife, tal como lo expliqué en un Documento que escribí sobre la orogénesis colombiana y la guerra que lo encuentran en anncol.eu ;

-Enriquecer a la médula económica imperialista como son las dos empresas transnacionales: la militar que están en los EEUU, en Israel y la Unión Europea, junto al Banco Vaticano dueño también de una de ellas, y la industria de los químicos la verdadera mafia narcotraficante del mundo que también está en los EEUU, la UE, y que juntas destruyen al mundo y a su población;

-Otro interés imperialista es crear nuevos e ilegítimos Gobiernos títeres, como lo fue el de AUV, por ejemplo, además contrarios al Derecho Internacional  Público que por lo menos prescribe los Derechos humanos, de los Pueblos, humanitario, del de Gentes o Ius Cogens, y el Derecho Ecoambiental como Universales e irrenunciables, que los yankees y sus súbditos gobernantes y legisladores corruptos como los colombianos, aspiran imponerlos para colocar de rodillas a los pueblos;

-Los imperialistas además mediante la guerra y sumisión aspiran a crear en el mundo otra cultura con los antivalores del capitalismo para que la gente no emule sino que compita entre si, es decir ganar destruyendo a su congénere, como ocurre con la alta violencia en EEUU, Colombia, México, etc.;

-A los EEUU e imperialistas no les conviene la Paz con Justicia Social en Colombia, por eso con sus peones Pinzón, AUV, mandos militares, Pastrana y guerreristas ya ellos han anunciado y comenzado con otro genocidio político anunciado contra la población civil, la oposición política, contra el movimiento popular que nos alzamos en lucha por una Nueva Colombia, y un modelo diferente al prototipo yankee que utiliza la USAID para financiar nuevos modelos de impartir justicia, imponer sus concepción ya nazi-yankee sobre los Derechos y la educación que tanto la Fiscalía y unas Universidades colombianas y Ministerios de Educación y de Guerra son sus consuetas mutuos e imponen modelos de dominación;

-Decenas de ejemplos podríamos colocar aquí para alertar a los pueblos, y fundamentalmente a Colombia, para entender que la Paz que buscamos es con base a la defensa de nuestra soberanía nacional e integral, a Propender por todos los Derechos y la Paz con Justicia Social en Colombia.

Por todo esto somos antiiperialistas, pacifistas, Defensores de los Derechos y de la Paz verdadera con Justicia social, es decir somos Bolovarianos, pues ya Bolívar en 1826 en el Congreso Anfictiónico de Panamá nos había advertido que los EEUU, el imperialismo junto a lass clases dominantes, la Providencia las había caracterizado por ser enemigos de los intereses de los Pueblos. Lo que nos reconfirma nuestra pertenencia al movimiento popular colombiano por la Paz, pues no estamos predestinados a la guerra como enseño Jacobo y Manuel, dos precursores por la Paz, y por eso Venceremos, ya que la historia es de los pueblos y la construye la lucha popular manifestada de manera rica y heterogénea.
Athemay Sterling Acosta
Dorector Nacional
CDPDH
Abril cinco de 2013