HAITI: GOLPE DE ESTADO CONTINUADO CON MAGNICIDIO PERPETRADO POR LA CÍA

0
29

El Partido Comunista de Venezuela (PCV) deplora el magnicidio perpetrado contra el Presidente de la República de Haití, Jovenel Moïse, que ha desatado conmoción e incertidumbre política en esa hermana república caribeña.
La situación tiende a agravarse según los reportes recibidos, debido a que el asesinato de Moïse no abre perspectivas de salida democrática y popular a la grave crisis social, económica, política e institucional que sufre el pueblo haitiano, sino que sitúa en el poder de facto a tendencias más ultraderechistas que el propio Moïse, quien se negó a entregar el cargo tras finalizar su mandato constitucional y había decidido mantenerse ilegalmente hasta 2022.

Huelgas y manifestaciones han sacudido la capital y principales ciudades de Haití, exigiendo la renuncia de un gobierno lacayo de los intereses de la Casa Blanca, pero también se ha desatado un vandalismo generalizado cometido por bandas criminales que se han apoderado de sectores del territorio y controlan el tráfico y contrabando que sostienen la débil economía del país más pobre de la región.

El intervencionismo, la ocupación militarista, la apropiación de sus riquezas por corporaciones transnacionales (EEUU, Canadá y Francia) y los golpes de Estado, han conducido a la primera República libre de Nuestra América a la miseria y a la inestabilidad. En ese difícil contexto se desarrolla la lucha de clases y se agudizan las contradicciones entre las masas populares que están intentando organizarse para propiciar cambios revolucionarios que transformen esa sociedad, y los grupos de poder económico en pugna por el control de las riquezas y los recursos del país en alianza subordinada al imperialismo estadounidense y europeo.

Estos hechos, que en la práctica configuran un golpe de Estado continuado con magnicidio, se inscriben en la agenda de trabajo de la administración Biden con sus aliados más importantes de la región a fin de coordinar acciones en el terreno militar y de inteligencia dirigidas a potenciar sus planes injerencistas en el Caribe y, en general, en el continente.

En Haití, mediante la imposición de una economía dominada por mafias al servicio del capital transnacional y multinacional, en complicidad con la burguesía local, tratan de impedir que las corrientes populares en resistencia acumulen fuerzas para impulsar un cambio no de gobierno sino de sistema, y refunden la nación.

Desde el PCV, expresamos nuestra firme solidaridad con el pueblo haitiano y sus organizaciones populares en lucha y resistencia, en este difícil momento en que esta acción criminal brutal puede servir de cortina de humo para adelantar una razzia asesina y caza de brujas contra auténticos liderazgos populares, patrióticos y revolucionarios.

Reiteramos el llamado a todos los pueblos de América Latina y El Caribe a permanecer alertas frente a una nueva escalada de la política intervencionista del imperialismo estadounidense y europeo en la región, dirigida a vulnerar la soberanía de nuestros países y a golpear las luchas legítimas del movimiento obrero y popular contra la ofensiva neoliberal.

Buró Político del Comité Central del PCV
Caracas, 07 de julio de 2021